Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Omar al Bachir pide a la Liga Árabe su exculpación

Omar al Bachir en la Liga ÁrabeReuters
Aunque se esperaba que el centro de la reunión fuera superar la crisis económica y la necesidad de un mundo multipolar, todo ha quedado ensombrecido por la presencia del presidente sudanés, Omar al Bachir. Sobre él pende una orden de detención de la Corte Penal Internacional por crímenes de guerra y de lesa humanidad.
El presidente ha apelado a los dirigentes árabes rechazar la orden de arresto contra él. Y ha encontrado respaldo en Doha. Ha podido ver cómo horas antes el presidente sirio, Bachar al Asad, ha pedido un "apoyo total" para él.
Uno de los momentos más esperados de la en la ronda de alocuciones inaugurales de la Cumbre es la intervención del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon. Es aquí cuando se ha encontrado cara a cara con al Bachir.
Ban ha rogado a las autoridades sudanesas que revoque la decisión de readmitir a las 13 ONG que expulsó del país después de que la Corte Penal Internacional emitiese su orden de detención.
El momento de tensión lo ha protagonizado el líder libio, Muamar al Gadafi, ha hecho un desplante al rey saudí Abdala Bin Abdelaziz, por cuya Casa Real mantiene una tradicional aversión. Tras el incidente ambos dirigentes se reunieron en un intento de rebajar las tensiones.