Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama ve el AVE español como un ejemplo a seguir

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha anunciado este jueves un amplio proyecto para desarrollar el tren de alta velocidad en el país. Una inversión de 8.000 millones de dólares (unos 6.000 millones de euros) inspirada en el ejemplo de España, Francia, China o Japón. Además de esa dotación, Washington destinará otros 1.000 millones de dólares (unos 758 millones de euros) anuales durante los próximos cinco años.
La propuesta del presidente estadounidense, según sus propias palabras, "llevará a innovaciones que cambiarán el modo de viajar en América". Obama también ha subrayado la necesidad de este proyecto ya que "creará puestos de trabajo y ayudará a reducir la dependencia del petróleo en el sistema de transportes de Estados Unidos".
El presidente americano ha citado el ejemplo de España, donde "el tren de alta velocidad entre Madrid y Sevilla ha tenido tanto éxito, que hay más gente que viaja entre ambas ciudades por ferrocarril que en coches y aviones juntos".
El proyecto prevé una red de corto y largo recorrido con trenes que viajen hasta los 240 kilómetros por hora. En Estados Unidos apenas cinco líneas superan actualmente los 127 km/h.