Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Incautadas dos toneladas de cocaína que iban camufladas en flores

Las dos toneladas de cocaína aprehendidas en el aeropuerto de Foronda (Vitoria) procedían de Colombia e iban camufladas entre 47.000 rosas y claveles, ha informado el Ministerio del Interior. Hasta el momento se han practicado trece detenciones y se trata de la primera incautación que se realiza en un avión de carga utilizado de forma exclusiva por las redes de narcotraficantes para enviar estupefaciente.
Asimismo, el delegado del Gobierno en el País Vasco, Mikel Cabieces, que ha comparecido junto al alijo incautado, ha recordado que el caso está en manos del Juzgado Central de Instrucción número 1, sobre el cual pesa secreto de sumario, por lo que no ha querido dar detalles del mismo.
Mientras, Cabieces ha hecho hincapié en la importancia de esta "brillante" operación, llevada a cabo conjuntamente por la Policía Nacional y la Guardia Civil, "una de las más importantes que se han llevado a cabo en los últimos años en el País Vasco", por la cantidad de droga incautada.
"Operación Flower Power"
Además, se cree que los 2.016 kilos de cocaína aprehendidos podrían haber alcanzado en el mercado un valor cercano a los 70 millones de euros. Las investigaciones se pusieron en marcha el año pasado y permitieron descubrir la existencia de una organización criminal que pretendía introducir importantes cantidades de cocaína en España por vía aérea.
El alijo, de "gran pureza", procedía de Colombia e iba oculto entre palés junto con un cargamento legal de 47.000 rosas y claveles naturales. Además, los agentes localizaron en las inmediaciones del aeropuerto de Foronda una nave donde el grupo iba a llevar toda la carga con el fin de separar allí las flores de la cocaína. Así, a operación ha sido denominada 'Flower Power'.