Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ibex sube un 1,75 por ciento al cierre de la sesión

Cierre de mercadosCNN+
El parqué madrileño ha subido con fuerza y ha cerrado con un repunte del 1,75 por ciento, que ha situado al Ibex 35 en la cota de los 10.455 puntos. El selectivo suma así tres sesiones seguidas de ascensos y consolida la senda alcista después de que haya comenzado a despejarse la incertidumbre sobre la estabilidad de España.
El Ibex 35 ha abierto en negativo, a la expectativa de la reunión de los países de la eurozona para abordar la situación de Grecia, pero ha corregido su tendencia a lo largo de la sesión y ha mantenido las ganancias a pesar del tono negativo de Wall Street.
El selectivo se ha apoyado en los anuncios de los diferentes organismos internacionales sobre la situación de España para afianzar sus ganancias y la sesión se ha saldado con sólo siete valores en negativo. El mayor descenso ha sido para ArcelorMittal (-7,04 por ciento), tras presentar sus resultados, seguido de Acerinox (-5,20 por ciento), BME y Gamesa (-1,14 por ciento), Grifols (-0,83 por ciento), Inditex (-0,65 por ciento) y Abertis (-0,43 por ciento).
Por contra, los mayores repuntes han sido para Bankinter (+5,49 por ciento), Iberia (+4,79 por ciento), Telecinco (+4,21 por ciento), Mapfre (+3,82 por ciento), Banco Santander (+2,71 por ciento) y BBVA (+3,37 por ciento). Banco Sabadell, por su parte, ha avanzado un 2,30 por ciento, seguido de Banesto (+2,15 por ciento), Telefónica (+1,62 por ciento), Banco Popular (+0,87 por ciento) y Repsol YPF (+0,18 por ciento).
La situación de España y Grecia no son comparables

Entre los mensajes positivos lanzados al mercado destaca el de la agencia de calificación crediticia Moody's Investors Service, que ha puesto de manifiesto la necesidad de diferenciar entre los perfiles de riesgo de las finanzas públicas de España, Portugal y Grecia, y ha destacado que la máxima nota de la deuda española está "bien anclada", por lo que su situación "no es directamente comparable" con la de Grecia.
Además, el diario económico 'Financial Times' ha asegurado que "España es muy diferente de Grecia", y ha considerado que su programa para reducir el déficit al 3 por ciento del PIB en 2013 es "un plan serio", aunque recuerda que el país debe lograr esta vez "un crecimiento sostenible" y solucionar sus problemas en el mercado laboral.
En este clima más optimista, la percepción de riesgo de impago de la deuda española ha registrado una significativa mejoría, lo que se ha traducido en un acusado descenso del precio de los seguros de crédito (credit default swaps o CDS) y el estrechamiento del diferencial de la deuda española respecto al 'bund' alemán.
Además, las previsiones sobre el crecimiento económico también han mejorado y tanto BBVA como Funcas han avanzado que la economía española se contraerá menos de lo esperado este año, aunque registrará tasas negativas.