Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ibex 35 baja un 1,18 por ciento al cierre de la sesión y se sitúa en los 10.866 puntos

El parqué madrileño ha cerrado la sesión con una caída del 1,18 por ciento que ha situado al Ibex 35 en el nivel de los 10.866,3 puntos, arrastrado por las dudas sobre la situación de Grecia, cuyo plan de rescate no termina de concretarse, y las dudas de Portugal, después de que Fitch rebajase la calificación de su deuda a largo plazo.
Los mayores descensos han correspondido a la banca, que han liderado Banco Santander (-2,49 por ciento) y Banco Sabadell (-2,36 por ciento), seguidos de empresas como Sacyr Vallehermoso (-2,33 por ciento), Ferrovial (-2,32 por ciento), Ebro Puleva (-1,74 por ciento), Gas Natural (-1,61 por ciento) y Repsol YPF (-1,48 por ciento).
En el lado de los descensos también se han situado BBVA (-1,35 por ciento), Iberdrola (-1,29 por ciento), Banco Popular (-0,74 por ciento), Telefónica (-0,73 por ciento), Bankinter (-0,67 por ciento) y Banesto (-0,42 por ciento).
En el lado positivo sólo se han situado Telecinco (+2,75 por ciento), Gamesa (+1,60 por ciento), ArcelorMittal (+1,01 por ciento), Grifols (+0,95 por ciento), Iberdrola Renovables (+0,91 por ciento) y Criteria (+0,11 por ciento).
El Ibex 35 ha abierto en positivo y por encima de los 11.000 puntos, pero a media sesión ha comenzado a desplomarse, tras situar Fitch la nota de la deuda a largo plazo de Portugal, lo que deja la calidad de la deuda pública lusa al borde de perder la consideración "superior".
No obstante, a pesar del fuerte descenso, el Ibex 35 ha logrado moderar la caída al cierre, ya que durante algunos momentos de la sesión ha llegado a superar el 2%.