Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Ibex cae un 1,35 por ciento al cierre de la sesión

El miedo ante los riesgos que acechan a la economía española ha pasado factura al parqué madrileño. Así, los inversores se han apresurado a huir del mercado hundiéndolo un 7,71 por ciento en la semana. Entre los principales temores de los inversores se ha encontrado la debilidad de la deuda pública española. Además, se ha producido un deterioro de la confianza en la evolución de la deuda de Grecia y Portugal.
El impulso vendedor de los inversores se ha moderado en la sesión y el Ibex 35 ha cerrado la jornada con una caída del 1,35 por ciento, que ha situado al selectivo en el nivel de los 10.103,3, aunque el fuerte recorte que ha llegado a registrar durante algunos momentos del día hacía presagiar una nueva 'jornada negra', finalmente ha logrado moderar el descenso y recuperar posiciones.
Caídas y cierres en positivo
Las mayores caídas del día han correspondido a Gamesa (-4,67 por ciento), Telecinco (-4,18 por ciento) y Repsol YPF (-3,80 por ciento). En el sector financiero, BBVA ha liderado los descensos, con un 2,88 por ciento, seguido de Banco Popular (-2,01 por ciento), Banco Sabadell (-1,59 por ciento), Bankinter (-0,85 por ciento), Banesto (-0,24 por ciento) y Banco Santander (-0,16 por ciento). Telefónica, por su parte, ha caído un 1,56 por ciento.
En lado positivo se han colocado seis valores, entre ellos, Inditex (+1,95 por ciento), ACS (+1,28 por ciento), OHL (+0,74 por ciento), Iberdrola Renovables (+0,68 por ciento), FCC (+0,11 por ciento) y BME (+0,03 por ciento). Asimismo, la jornada ha tenido grandes referencias macro y los datos publicados han devuelto una cierta tranquilidad al mercado y han reducido la preocupación de los inversores sobre el negro escenario que se dibujó.
Entre los datos positivos se encuentra que la tasa de paro de EE.UU. ha descendido en enero hasta el 9,7 por ciento desde el 10 por ciento de diciembre de 2009, la más baja desde agosto, o que el índice compuesto de indicadores líderes de la OCDE de España ha crecido en 0,57 puntos en el mes de diciembre, el menor aumento desde marzo de 2009, aunque esta subida se mantiene ligeramente por debajo de la media de los países miembros de la institución, que se ha situado en 0,88 puntos.
El euro pierde posiciones frente al dólar
Además, el Indice General de Producción Industrial (IPI) ha descendido un 1,5 por ciento en diciembre de 2009 respecto al mismo mes del año anterior, su menor caída en 20 meses, y un 1,4 por ciento al descontar los efectos de calendario.
No obstante, la percepción del riesgo de impago de la deuda pública española a cinco años sigue en máximos y ha alcanzado un nuevo repunte histórico después de que los seguros contra impago de crédito tocaran los 182 puntos en su cotización intradiaria.
En Europa, los principales indicadores también han cerrado con descensos más pronunciados que Madrid, después de que cayesen la mitad de lo que lo hizo el Ibex. Así, París se ha dejado un 3,40 por ciento, seguido de Francfort (-1,73 por ciento) y Londres (-1,53 por ciento). Mientras, en el mercado de divisas, el euro continúa perdiendo posiciones frente al dólar y al cierre de la sesión bursátil el cambio entre las dos monedas ha quedado fijado en 1,3601 unidades.