Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fuentes presidenciales niegan el atentado contra Ahmadineyad

Mahmud AhmadineyadReuters
Las agencias estatales o semiestatales, IRNA, ISNA y Fars, en sus ediciones en farsi, no han hecho de momento ninguna mención, aunque sí han informado del acto multitudinario presidido por Ahmadineyad en un estadio deportivo de Hamadan, al que se dirigía precisamente cuando se produjo presuntamente el atentado. En su discurso en el estadio, según IRNA, el presidente condenó la "colaboración de algunos iraníes con los enemigos del Islam y la nación".
Por su parte, la edición digital de la cadena de televisión estatal Press TV (que emite directamente en inglés) ha asegurado que fuentes presidenciales iraníes habían calificado de "falsa" la noticia emitida por "los medios de comunicación extranjeros".
Según la cadena de televisión dubaití Al Arabiya, que también ha citado "fuentes presidenciales" iraníes, Ahmadineyad ha resultado ileso a un atentado perpetrado este miércoles contra el convoy en que viajaba en Hamadan.
Una persona, según la cadena, atacó el convoy con una granada de mano y fue inmediatamente detenida. Varias personas resultaron heridas, añadió. El automóvil que supuestamente sufrió el ataque trasladaba a varios periodistas que acompañaban a Ahmadineyad, según Al Arabiya. El atentado no ha sido reivindicado.
Antes de un discurso
El atentado se habría producido mientras Ahmadineyad se dirigía desde el aeropuerto de la ciudad a un estadio de Hamadan para dar un discurso ante la multitud. El pasado lunes, el presidente aseguró durante un discurso ante un grupo de expatriados iraníes en Teherán que Israel se ha propuesto asesinarlo. "El estúpido régimen sionista ha contratado a mercenarios para asesinarme", declaró.
Mahmud Ahmadineyad sufrió un intento de asesinato en diciembre de 2005, varios meses después de su elección, en la provincia de Sistán y Baluchistán.