Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Exteriores confirma la presencia de dos españoles entre los pasajeros del avión de Air France desaparecido

El ministerio de Asuntos Exteriores ha confirmado la presencia de dos ciudadanos españoles entre los pasajeros del avión de la compañía Air France desaparecido de madrugada. Según la Agencia EFE, se trataría de una mujer y de un hombre. El hombre es Andrés Suárez Montes, un ingeniero sevillano, de 38 años de edad, afincado en Brasil. De la mujer no se sabe nada. Fuentes de la aerolínea no descartan que haya algún otro español entre los pasajeros. Sí se ha confirmado la presencia de 80 brasileños, 76 franceses, 17 alemanes, tres italianos, y un número indeterminado de británicos, chinos y húngaros. En total viajaban 228 personas. 12 de ellas parte de la tripulación de la compañía. Entre los pasajeros, al parecer, había 126 hombres, 82 mujeres, 7 menores y un bebé.
El avión de la compañía Air France, desapareció del control de los radares frente a las costas de Brasil, hacia las cuatro de esta madrugada. Las últimas informaciones indican que el avión pudo ser alcanzado por un rayo en una zona de tormenta. Ahora se busca en aguas de Senegal los restos del avión.
El secretario de Estado de Transportes, Dominique Bussereau, se ha trasladado al aeropuerto para seguir la situación, según ha informado el Ministerio en París. La Marina brasileña se ha puesto también manos a la obra para ayudar en la búsqueda. España lo ha hecho con un avión de la Guardia Civil, utilizado para el control de la inmigración ilegal. Además, en un comunicado en la web, el fabricante Airbus ha ofrecido la asistencia técnica necesaria para la investigación.
Pocas esperanzas
Las autoridades aeroportuarias francesas creen que "no hay ninguna esperanza" respecto al Airbus 330-200 de Air France, según informó la emisora de radio Europe 1.
Mientras, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha expresado su "viva inquietud" por la desaparición del avión de Air France y ha puesto en funcionamiento todos los recursos disponibles para la localización del aparato desaparecido y para investigar lo ocurrido, según informó el Elíseo en un comunicado.
Tras ser informado, Sarkozy pidió inmediatamente al ministro de Ecología, Energía, Desarrollo Sostenible y Gestión del Territorio, Jean Louis Borloo, y al secretario de Estado de Transportes, Dominique Bussereau, que se trasladen al aeropuerto parisino Roissy-Charles de Gaulle, "para seguir más de cerca la evolución de la situación".
Posible avería
La compañía Air France asegura que el Airbus 330-200 había enviado un mensaje hacia las 04.14 horas en el que informaba de un cortocircuito eléctrico después de atravesar una zona de tormentas con fuertes turbulencias.
En concreto, Air France cree que el Airbus "pudo ser alcanzado por un rayo", según declaró un portavoz de la compañía aérea francesa.