Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ETA atenta contra la sede socialista de Durango

Sede del PSE de Durango tras el atentado de ETACuatro/CNN+
La banda terrorista ETA ha vuelto a aparecer pero, en esta ocasión, no ha habido víctimas aunque sí cuantiosos daños materiales. Los terroristas han atentado contra la sede del PSE-EE en Durango (Vizcaya) con una bomba de unos tres kilos de explosivo y un temporizador que ha producido destrozos cuantiosos en el local y un portal colindante.
Según relató la alcaldesa de Durango, Aitziber Irigoras (PNV), un vecino avisó a la Policía local al ver, hacia las 23.20 horas, a un encapuchado depositando una bolsa ante la puerta posterior de la Casa del Pueblo y salir huyendo. Este testimonio permitió que la zona fuera desalojada y acordonada antes de la explosión.
Posteriormente, la Ertzaintza localizó en la parte posterior de la Casa del Pueblo el paquete sospechoso y ordenó a los vecinos de las viviendas más cercanas que abandonaran el lugar, y a los que residen en los pisos más altos que se refugiaran en las zonas de sus pisos más alejadas del lugar donde estaba la bomba.
Hacia la medianoche, la bomba, compuesta por unos tres kilos de explosivos, según informaron fuentes de la lucha antiterrorista, estalló provocando importantes daños materiales, pero sin herir a ninguna persona.
Ares visita la zona
La Casa del Pueblo está ubicada en la calle Askatasuna Etorbidea (Avenida Libertad), una zona residencial cercana al centro de Durango y al trazado ferroviario de Eusko Tren.
El consejero vasco de Interior y secretario de Organización del PSE-EE, Rodolfo Ares, ha visitado también el lugar del atentado poco después de las 00.30 horas de la madrugada y ha permanecido allí hasta que los vecinos desalojados han podido regresar a sus hogares.
La alcaldesa ha condenado el atentado "execrable" con bomba contra la Casa del Pueblo y contra los ciudadanos de esta localidad vizcaína.