Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desmantelada en Bulgaria la mayor red de falsificación de euros en la UE

Una operación conjunta entre la Policía Nacional y la Policía de Bulgaria ha permitido desmantelar la mayor red de falsificación de euros en la UE que se ha saldado con 17 detenidos y 24 registros, en los que se han desmantelado tres talleres de falsificación en la localidad búlgara de Plovdiv. En el operativo 'Selena' se han intervenido medio millón de euros falsos en billetes de 100, 200 y 500.
Durante una investigación que se prolongó por varios años y que se inició en noviembre de 2007 al localizar en España varios billetes falsificados, se creó un Equipo Conjunto Internacional de Investigación, coordinado por Europol y Eurojust, para tratar de desbaratar las imprentas clandestinas en las que la red estaba elaborando una de las falsificaciones más importantes de euros a nivel europeo.
Desde entonces, el equipo conjunto de investigadores de las policías española y búlgara actuaron de forma coordinada y mantuvieron diversas reuniones de trabajo en ambos países para poner fin a las actividades de la trama.
En junio se aceleró
Según informó la Policía, fue durante el mes de junio cuando se precipitó la investigación al decidir la fiscalía de Plovdiv el pasado día 24 que había pruebas suficientes para proceder a la desarticulación del grupo. Entonces, tres miembros de la Brigada de Investigación del Banco de España se desplazaron urgentemente a Sofía y a la ciudad de Plovdiv.
Allí, los agentes detuvieron a 17 personas en Bulgaria y practicaron 24 registros domiciliarios en los que se han localizaron tres imprentas clandestinas e intervinieron 500.000 euros falsos junto con diverso material informático.
Además, se incautaron de multitud de elementos metálicos y de impresión empleados para falsificar los elementos de seguridad de los billetes, tres ordenadores, discos con software, pliegos de papel para imprimir los billetes, timbres del estado falsificados y elementos para cortar los pliegos.
La red ahora desarticulada era una de las más activas dedicada a la falsificación de los billetes euro y durante varios años fue objeto de investigaciones por parte de varios países europeos, según los investigadores.