Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Casa del Rey sufre el menor recorte posible en los Presupuestos más austeros

Se trata del segundo año en que Salgado presenta los Presupuestos en el Congreso. La vicepresidenta ha acudido acompañada, como el año pasado, por los secretarios de Estado de Economía, José Manuel Campa, y de Hacienda y Presupuestos, Carlos Ocaña. Los Presupuestos de la "recuperación, estabilidad y confianza", según el Gobierno, se han entregado en un "pen drive" al presidente del Congreso de los Diputados, José Bono.
Son también las cuentas públicas de la subida de impuestos para las rentas más altas. El proyecto de ley recoge un incremento del IRPF en el tramo estatal de un punto para los contribuyentes cuya base liquidable supere los 120.000 euros, y de dos puntos para los que ingresen más de 175.000. Los PGE de 2011 nacen con unos ingresos no financieros de 106.020 millones de euros en 2011, y unos gastos no financieros de 122.022 millones, un 7,9 por ciento inferior a los del presupuesto del 2010.
El déficit previsto para la Administración Central en 2011 es del 4,8 por ciento, y si se incluye el efecto de las liquidaciones de las administraciones territoriales se sitúa en el 2,3 por ciento del PIB (24.388 millones de euros). El peso de la deuda sobre el PIB, según las previsiones del Gobierno, será del 51,1 por ciento en 2011 para la administración central, y del 68,7 por ciento para el conjunto de las administraciones públicas.
Tramitación
El proyecto de Ley de Presupuestos Generales goza de preferencia en su tramitación sobre el resto de proyectos y proposiciones de ley, para ajustarse a los plazos establecidos. La tramitación arranca con la celebración de las comparecencias en comisión, entre los días 5 y 7 de octubre, para que los responsables de los distintos departamentos ministeriales expliquen las partidas correspondientes.
Entre los días 19 y 21 de octubre se celebrará el debate de totalidad del proyecto de Ley de Presupuestos, en caso de que se haya presentado alguna enmienda que pida la devolución del proyecto al Gobierno. Si las cuentas salvan este paso tendrá lugar el debate en la Comisión de Presupuestos (entre el 2 y 4 de noviembre), que analizará y votará las enmiendas presentadas para elaborar el dictamen que será elevado a Pleno.
Posteriormente se llevará a cabo la votación del proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2011 en el Pleno del Congreso de los Diputados, bien el día 10 o el 11 de noviembre. Luego, una vez aprobado se remitirá el texto al Senado. En caso de que la Cámara Alta no introduzca enmiendas ni vete el proyecto, los Presupuestos quedarán definitivamente aprobados. Si el Senado aprueba modificaciones o veta el proyecto, éste habrá de volver al Congreso de los Diputados, que podrá ratificar o rechazar las enmiendas y, en su caso, levantar el veto.
La Ley de Presupuestos Generales del Estado deberá estar aprobada antes del 31 de diciembre, a fin de que entre en vigor el 1 de enero del año 2011, si bien se estima que se aprueben el 21 y 23 de diciembre.
Las pensiones mínimas subirán un 1 por ciento y el resto se congelan
El gasto en pensiones presupuestado por el Gobierno para 2011 asciende a 112.215,76 millones de euros, lo que representa un incremento del 3,6 por ciento en relación a 2010, según se recoge en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2011.
Al pago de pensiones en su modalidad contributiva se destinarán en 2011 un total de 99.089,68 millones de euros, un 4 por ciento más, como consecuencia del incremento del colectivo de pensionistas y del mayor efecto sustitución. En cuanto al ámbito no contributivo, el crédito destinado en el ejercicio 2011 para las pensiones no contributivas se elevará a 1.995,01 millones de euros, el mismo importe que en 2010.
Por su parte, la cuantía presupuestada para el Régimen de Clases Pasivas del Estado asciende a 10.147,03 millones de euros, un 2,4 por ciento más. Estas prestaciones también permanecerán congeladas en 2011. Para el pago de pensiones e indemnizaciones que tienen su origen en la Guerra Civil, lo que se conoce como pensiones de guerra, la cantidad destinada en 2011 será de 342,3 millones de euros.
Para el ejercicio 2011, el Gobierno prevé reducir un 5,7 por ciento, hasta los 13.576,36 millones de euros, el gasto en otras prestaciones de la Seguridad Social, donde se incluyen los subsidios por incapacidad temporal (IT), las prestaciones del mutualismo administrativo, las prestaciones de garantía salarial y las nuevas prestaciones por cese de actividad para los trabajadores autónomos.
Fomento, Medio Ambiente y Vivienda, los más recortados
Los ministerios de Fomento, de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, y el de Vivienda son los departamentos más castigados con los recortes presupuestarios. De media, el presupuesto de todos los ministerios cae un 15 por ciento.
En concreto, el Ministerio de Fomento contará con un presupuesto de 4.980 millones de euros en 2011, un 34,6 por ciento menos que el año anterior. Por su parte, el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino reduce su presupuesto un 31,3 por ciento, hasta los 2.564 millones de euros. En el caso del Ministerio de Vivienda, el recorte presupuestario es del 19,1 por ciento, con una partida que queda en 1.209 millones de euros. El departamento que contará con un mayor presupuesto es el de Trabajo e Inmigración, con 22.586 millones de euros, un 3,7 por ciento menos que la cuantía inicial prevista en los Presupuestos de 2010.
Todos los ministerios reducen su presupuesto para 2011 en mayor o menor cuantía. Industria, Turismo y Comercio (-12,4 por ciento); Asuntos Exteriores (-8,6 por ciento); Justicia (-6,9 por ciento); Defensa (-7 por ciento); Economía y Hacienda (-5,7 por ciento); Interior (-3,1 por ciento); Educación (-7,8 por ciento); Ciencia e Innovación (-4 por ciento); Política Territorial (-11 por ciento); Presidencia (-17,4 por ciento); Sanidad y Política Social (-8 por ciento) e Igualdad (-10,6 por ciento).
La Casa Real recorta un 5,2 por ciento su presupuesto
El presupuesto asignado a la Casa de Su Majestad el Rey se reducirá un 5,2 por ciento en 2011, hasta 8,43 millones de euros, según consta en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el próximo ejercicio. En valores absolutos, el recorte supone 470.000 euros menos. El recorte para la Casa del Rey es menor de lo estipulado inicialmente, ya que se había propyuesto una horquilla de entre el 5 y el 9 por ciento de recorte.
Este recorte presupuestario, el primero que sufre la Casa Real, se efectúa después de que en 2010 se congelara la partida asignada a Zarzuela. De esta forma, el gasto previsto tanto para 2009 como para 2010 fue de 8,90 millones de euros. El último incremento del presupuesto para la Casa Real data de 2009, cuando la partida aumentó un 2,7 por ciento en comparación con 2008. Si se compara el ejercicio de 2008 con el de 2007, la subida fue del 4,5 por ciento, hasta 8,66 millones de euros.
Teniendo en cuenta estos datos, el presupuesto asignado a la Casa Real desciende un 2,65 por ciento al comparar las partidas asignadas en 2008 y en 2011, lo que en valores absolutos supone un recorte de unos 230.000 euros.
Altas instituciones
Por lo que respecta al resto de Altas Instituciones del Estado, sólo el Tribunal de Cuentas escapa del ajuste presupuestario contemplado en las cuentas para 2011. La partida asignada a este organismo sube un 1,7 por ciento, con 62,08 millones de euros.
Por contra, el mayor descenso corresponde al Consejo de Estado, que el próximo año contará con un gasto asignado de 10,47 millones de euros, lo que se traduce en una disminución del 9,3 por ciento en comparación con el ejercicio precedente.
Las Cortes Generales, en línea con lo previsto, ven reducida su asignación en un 6,3 por ciento, hasta 216,37 millones de euros, mientras que el presupuesto del Tribunal Constitucional cae un 4,5 por ciento, con 26,39 millones de euros.
Zapatero cobrará 78.185,04 euros al año
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, cobrará 78.185,04 euros al año distribuidos en 12 pagas en 2011, tras bajarse el sueldo un 15 por ciento el pasado mes de mayo en el marco de las medidas de reducción del gasto. Así, consta en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2011 que la vicepresidenta económica, Elena Salgado, ha presentado hoy al Congreso de los Diputados.
En el artículo 24 de la Ley de Presupuestos se recoge que:"en el año 2011 las retribuciones de los Altos Cargos del Gobierno de la Nación y sus Órganos Consultivos no experimentarán incremento respecto de las vigentes a 31 de diciembre de 2010 consecuencia de la aplicación, en términos anuales, de las reducciones de retribuciones previstas".
Por su parte, cada uno de los tres vicepresidentes del Gobierno (María Teresa Fernández de la Vega, Elena Salgado y Manuel Cháves) cobrarán 73.486,32 euros al año. En el caso de los 14 ministros, el sueldo que recibirá cada uno de ellos el próximo año se mantiene en 68.981,88 euros, tras el recorte aprobado en mayo.
Así, en conjunto, el sueldo de los miembros del Ejecutivo (presidente, tres vicepresidentes y 14 ministros) ascenderá a 1,2 millones de euros. Por otra parte, el sueldo de otros altos cargos del Ejecutivo, como el del presidente del Consejo de Estado, Francisco Rubio, o el del presidente del Consejo Económico y Social, Marcos Peña, queda fijado para el próximo año en 77.808,96 y 85.004,28 euros.
Salgado afirma que los presupuestos permitirán crecer al 1,3 por ciento en 2011
La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, afirmó este jueves que el Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2011 "marcará la diferencia" porque ayudará a conseguir que la economía española crezca al 1,3 por ciento en 2011. Se trata, añadió, de unos presupuestos "prudentes" y "realistas", en los que "vamos a gastar menos", pero esta reducción se aplicará de forma "muy selectiva".
En rueda de prensa, tras entregar en el Congreso de los Diputados el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2011, Salgado sostuvo que se trata de un proyecto austero, que favorece la cohesión social y que da un impulso a la recuperación económica.
Flanqueada por los secretarios de Estado de Hacienda y Presupuestos, Carlos Ocaña, y de Economía, José Manuel Campa, indicó también que la reducción del déficit y la mejora de la competitividad son los dos objetivos prioritarios de este proyecto de cuentas públicas, que incluyen "ajustes fiscales" para las rentas más altas, que permitirán "eliminar sesgos en la política de impuestos, que nos condujeron" en el pasado, junto a otros factores, al "boom inmobiliario". Para Salgado, "estamos en el buen camino", como demuestran los indicadores económicos. La adopción de medidas "duras de ajuste" y de un conjunto "ambicioso" de reformas permitirá seguir en la senda de recuperación de la confianza, añadió.