Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Argentina se enfrenta a un nuevo paro del sector agrícola

La Comisión de Enlace durante una reunión con la presidenta Cristina Fernández KirchnerReuters
La Comisión de Enlace de los productores agrícolas argentinos ha anunciado un nuevo paro en la comercialización de granos y la venta de ganado vacuno desde el próximo viernes 28 de agosto y hasta el 4 de septiembre. Los trabajadores del campo lo hacen en protesta por el veto de la presidenta, Cristina Fernández Kirchner a algunos puntos de la Ley de Emergencia Agropecuaria.
En concreto, la mandataria argentina pretende suprimir algunos beneficios arancelarios como la eliminación de las retenciones en 22 distritos de Buenos Aires y la reducción de las alícuotas en otros 15.
En una reunión los representantes de las cuatro entidades que forman la Mesa de Enlace decidieron convocar el paro "al no haber recibido respuesta a nuestros reclamos y entendiendo el malestar de los productores", ha explicado el presidente de CONINAGRO y portavoz de los productores, Carlos Garetto.
Así, los productores llevaran a cabo el cese de comercialización de granos destinados a la industria y a la exportación y ganado vacuno en pie. El portavoz, ha aclarado que la "gota que colmó el vaso" fue el veto de la mandataria argentina al artículo de la Ley de Emergencia Agropecuaria aprobada por ambas cámaras del Congreso la semana pasada.
Undécimo paro
La Comisión de Enlace no descarta una undécima huelga patronal contra el Gobierno de Argentina. En principio, los productores agrarios no tienen previsto montar piquetes durante la protesta, pero depende de cómo reaccionen las bases locales. "La Comisión no los apoya y de esa misma forma nos vamos a expresar", ha sostenido el presidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Mario Llambías.
El último paro del campo se produjo a mediados de marzo de este año, como consecuencia del anuncio oficial de coparticipación de las retenciones a la soja. La huelga también duró una semana y abarcó a los granos y el ganado vacuno, pero no otros productos como la leche, verduras y frutas.