Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alejandro, dueño del autobús accidentado: "Había mucha sangre, yo me derrumbé"

Alejandro, dueño de la empresa de autocares, sigue sin asimilar la tragedia del accidente de uno de sus vehículos en la AP7 el domingo de madrugada volviendo de Fallas. Él iba delante de Santiago cuando le perdió la pista. Un mensaje de móvil a un estudiante alertó de que habían tenido un accidente. El autocar en el que viajaban las víctimas era prácticamente nuevo: cinco años, con revisiones en regla y medidas de seguridad. Llegaron a Valencia a la 1 del mediodía y hasta que salió el autobús, de madrugada, descansaron en literas. Duda que Santiago se quedara dormido, porque incluso no a fue cenar con ellos para seguir descansando. Lleva 17 años en la empresa. Piensa incluso que le podría haber dado un mareo. Su mujer, que le acompaña en el hospital, cuenta que está muy consternado por la tragedia.