Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acuerdo sobre las pensiones: Jubilación a los 65 si se cotiza 38,5 años

La "confrontación" anunciada por los sindicatos se aleja. El Gobierno y los agentes sociales han llegado a un principio de acuerdo sobre pensiones que incluye la posibilidad de jubilarse con 65 años y cobrar el cien por cien de la pensión si se han cotizado 38,5 años, frente a los 35 actuales.
Este acuerdo incluye el alargamiento de la edad legal de jubilación a los 67 años, con 37 de cotización para percibir la pensión máxima y la posibilidad de jubilarse anticipadamente con 63 años (ahora se exigen 61) pero aplicando coeficientes reductores a la pensión que variarían en función de los años cotizados por el trabajador.
Según el Ministerio de Trabajo, hay un principio de acuerdo, pero aún quedan algunos asuntos de la negociación pendientes de cerrar, pero es posible que el asunto quede zanjado en las próximas horas, víspera de que el Consejo de Ministros apruebe la reforma.
Aún quedan flecos por cerrar
Sin embargo, CCOO dice que sólo se podrá hablar de principio de acuerdo después de que se cierren esos capítulos de la negociación que aún están abiertos.
A la patronal tampoco "le consta" que esté cerrado el principio de acuerdo entre las tres partes, según declaraciones del presidente de CEPYME, Jesús Terciado, y del secretario general de la CEOE, José María Lacasa, quien aseguró que la negociación todavía tiene "muchos flecos" pendientes.
No obstante, el vicepresidente primero de la CEOE Arturo Fernández, calificó el principio de acuerdo de "razonable" y aseguró que la CEOE ha participado "en todas las negociaciones" y "ha pactado" lo que el Ministerio ha comunicado.
Según otras fuentes próximas a la negociación, sobre la mesa están concretándose, además, cuestiones como que a las mujeres que han dejado de trabajar por criar a sus hijos se les tenga en cuenta ese periodo a la hora de cobrar la pensión, una de las recomendaciones más novedosas del documento que presentó la Comisión del Pacto de Toledo.
Papel importante de Zapatero en las negociaciones
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, tiene un papel importante en este acercamiento con los agentes sociales. Anoche cenó con el ministro de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez, y con los secretarios generales de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Cándido Méndez, para acercar posturas al respecto, encuentro al que no asistieron representantes de la CEOE.
La cita se produjo después de que CCOO lanzara un ultimátum al Gobierno advirtiéndole de que, antes del viernes, cuando el Consejo de Ministros aprobará el proyecto de ley con la reforma de las pensiones, debía rebajar el número de años cotizados que proponía (en torno a 40) para que un trabajador pudiera jubilarse a los 65 con toda la pensión.
El vicepresidente tercero del Gobierno, Manuel Chaves, también subrayó que todavía no está cerrado el acuerdo pero que si se cierra, España habrá sentado una "experiencia modelo" que será "ejemplar para toda la Unión Europea".
En el mismo sentido se expresó el presidente del Consejo Económico y Social (CES), Marcos Peña, quien afirmó que el principio de acuerdo abre un espacio de negociación que podría trasladarse a otros ámbitos.
El acuerdo se firmará el 2 de febrero
El Gobierno, la patronal y los sindicatos prevén firmar el acuerdo social, cuyos flecos se están ultimando todavía, el próximo 2 de febrero, según han informado fuentes de la negociación.
En ese caso, la previsión es que, a más tardar, el martes día 1 de febrero, los órganos de dirección de los sindicatos y de la patronal se reunieran por separado para dar el visto bueno al acuerdo y ratificarlo.
Sería a la jornada siguiente, el miércoles 2, cuando se firmaría en el Palacio de la Moncloa, en un acto que habría que definir pero en el que estarían presentes previsiblemente el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero; el secretario general de UGT, Cándido Méndez; el de CC.OO, Ignacio Fernández Toxo; y el presidente de la patronal, Joan Rosell.
Zapatero comunica a Rajoy el compromiso político
Tras concretar este principio de acuerdo, Zapatero ha mantenido una conversación telefónica con el líder de la oposición, Mariano Rajoy, en la que le ha comunicado los términos del "compromiso político" alcanzado con los agentes sociales para ultimar "un gran acuerdo social".

Fuentes del Ejecutivo han informado de esa conversación, entre Zapatero y Rajoy, que han asegurado que se desarrollado en un clima constructivo y positivo.
IU rechaza el acuerdo
No todos han quedado contentos con el acuerdo. El líder de IU, Cayo Lara, ha rechazado este jueves el principio de acuerdo sobre pensiones alcanzado por el Gobierno y los sindicatos porque supone un "recorte" a las pensiones para el que no existen "razones objetivas" en este momento.
Además, la Unión Sindical de Trabajadores (USO) también ha rechazado el contenido del principio de acuerdo sobre la reforma de las pensiones y entienden que los sindicatos no tienen por qué hacer de "comparsas" de una reforma que recorta los derechos a los trabajadores.
En un comunicado, el sindicato considera que la reforma sobre las pensiones es "impuesta e innecesaria", y afirma que la reforma de las pensiones sólo será un "nuevo parche" a menos que vaya acompañada de "políticas que estimulen el crecimiento económico y el empleo".