Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fajador

El agente Deeks recibe un disparo en lo que parece un ataque premeditado de una banda criminal. Mientras Kensi vela por la salud de su compañero en el hospital de Los Ángeles, Callen y Sam vuelven al lugar del incidente en busca de pruebas.
Eric consigue rastrear el paradero de los culpables. Para sorpresa de todos, se encuentran en el parking del hospital donde Deeks está ingresado. Tras un peligroso tiroteo, uno de los dos sospechosos consigue huir. Sam y Callen llegan a la conclusión de que su misión era más ambiciosa que acabar con la vida de Deeks.