Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Mejor llama a Pilar' se enfrenta a las dudas de una pareja incapaz de olvidar una aventura

Vanessa tiene 37 años. Hace tres conoció a Geisler, de 32. Juntos comenzaron una bonita historia de amor truncada por una infidelidad de ella. Desde el día que Geisler supo de la traición, ha sido incapaz de pasar página. Ha perdonado a su chica, pero no olvida aquel desliz. Vanessa no está dispuesta a seguir pagando una condena por su traición y le ha lanzado un ultimátum a su pareja: o lo supera o le deja.

No todo el mundo está preparado para perdonar. Y no todos los que perdonan consiguen olvidar. Vanessa y Geisler, los protagonistas de esta semana de “Mejor llama a Pilar” lo están comprobando en su propia piel. El nuevo episodio que Cuatro estrena mañana miércoles, 20 de enero a partir de las 22:30h pondrá a la coach del programa, Pilar Cebrián, en una situación límite ante una pareja estancada en un punto de no retorno.
Vanessa, con un hijo de una relación anterior, y un pasado de relaciones conflictivas no está dispuesta a seguir aguantando esta situación. El padre de su hijo le dejó una gran deuda económica, otro novio le pidió dinero y jamás se lo devolvió y otro también le fue infiel. Geisler lleva luchando desde que llegó de Cuba hace 11 años por conseguir una estabilidad económica y sentimental, pero todavía no lo ha logrado. Hace dos años se quedó en el paro y tuvo que dejar su carrera como boxeador por los gastos que suponía.
MDSPGL20160119_0002 La obsesión de Vanessa por el orden, la limpieza y el ahorro unido a la afición de Geisler por la videoconsola y el relax constante han terminado de colocar a la pareja en la cuerda floja. Pilar Cebrián acude a la llamada de Geisler después de que Vanessa le haya echado otra vez de casa. La coach tratará de que la pareja deje atrás el pasado, vuelva a conectar como en sus inicios y sean capaces de seguir avanzando.