Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La familia de Tamara

No le interesa en absoluto su aspecto físico, vestida con ropa de mercadillo es Benjamín el encargado de teñirle el pelo con el consiguiente destrozo.
Es una mujer luchadora que fue madre muy joven y se marchó de su entorno tras una relación conflictiva. Con 25 años llegó a Fuerteventura a probar suerte y ahí conoció a su marido Benjamín que tenía 19 años, alemán afincado en Canarias con el que rehízo su vida y tuvo dos hijos.
Es una andaluza de armas tomar que no soporta a los hombres machistas y mantiene una relación de igual a igual con su pareja. Mujer completamente caótica, se define a sí misma como una desordenada en potencia, característica que también ha transmitido a sus hijos y se palpa nada más entrar en la casa. La limpieza tampoco es uno de sus fuertes, de hecho delega en su marido y su hija mayor esa responsabilidad.
Su marido y ella trabajan juntos en el mismo hotel. Él es recepcionista.