Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cómo sobrevivir en Irlanda

Cómo sobrevivir en IrlandaCUATRO
El viento y las grandes olas azotan los acantilados de la costa oeste de Irlanda que abierta al océano atlántico. Dentro, la vida tampoco es muy fácil. Hay muchas tierras enfangadas, el terreno es muy abrupto y pocos signos de civilización.
Si tienes que tirarte al agua en algún momento desde la altura de un acantilado, observa muy bien el fondo y sólo hazlo si ves claramente que hay profundidad. El agua tiene que estar cristalina. Coge aire y ¡al agua!
Si te encuentras con una foca muerta y ves que ya no tiene los globos oculares y huele mal, ya sabes que son dos signos de que está muerta hace mucho tiempo y su cuerpo está en descomposición. Así que ni se te ocurra tocarla. Puedes si quieres aprovechar su grasa y llevarte para cocinarlos los gusanos que estén en su interior (pero para eso hace falta mucho valor).
Si coges mejillones de la costa, cocínalos siempre antes de comerlos. Tienes que evitar intoxicarte por todos los medios.
Ten mucho cuidado con las ciénagas, si te caes en una de ellas sigue los consejos de Bear para salir de ella . Cuidado con las erupciones y ampollas que te pueden salir en el cuerpo.
Si quieres hacerte un fuego, estás de enhorabuena. En los campos de Irlanda hay mucha turba seca, arde muy bien. De hecho los irlandeses usaban la turba como combustible hace muchos años porque hacía una llama pequeña y perfecta.