Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

No puedo parar de masturbarme

Russell se masturba hasta 25 veces en un fin de semana. Paul hasta 12 veces al día, y dice que comprende perfectamente a la gente que está enganchada a la heroína
Según las estadísticas, el 95% de los hombres admite que se masturba, pero unos lo hacen más que otros, otros lo hacen mucho y algunos compulsivamente. El reportaje analiza este problema y sigue los casos de Russell y Paul, que quieren superar este hábito que está destruyendo sus vidas.
Las cámaras acompañan a los dos hombres durante tres semanas en las que asistirán a los tratamientos que van a ayudarles a desengancharse de su adicción, una adicción que puede compararse con la del alcohol. Este problema ha empezado a pasar factura a Russell, su próstata se ha visto perjudicada y siente dolores insoportables. En un intento por superar su enganche ha probado varias técnicas. Ahora ha decidido a ir a EEUU a someterse a nuevos tratamientos y espera volver al Reino Unido con su problema solucionado.
Paul, por su parte, dice que no le resulta fácil encontrar pareja o incluso trabajo debido a esta adicción. Cuando está fuera de casa, necesita urgentemente buscar un baño público o un lugar cerrado para masturbarse. Para solucionar su problema, Paul irá a Londres a participar en un curso intensivo de psicoterapia. ¿Lograrán Russell y Paul vencer su adicción?