Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una comedia coral

LA ISLA DE LOS NOMINADOS es una microcomedia de situación, grabada en un decorado en el que se recrean varios ambientes de una isla desierta... en el Océano Pacífico nada menos. Los clásicos sets de playa exótica, cabaña rústica, cueva enigmática, idílica cascada o selva amenazadora sirven de marco a las aventuras de los personajes.
Se trata de una comedia coral que cuenta con casi una veintena de intérpretes, entre los que hay de todo, como en botica: veteranos, neófitos, rostros conocidos y muchas caras nuevas.
LA ISLA DE LOS NOMINADOS es una serie de sketches en la que se despliega un amplio abanico de "humores" que van de lo bufo a lo absurdo y de lo grotesco a lo fantástico.
La parodia de Perdidos o de Supervivientes es sólo una excusa para bucear en los entresijos de la convivencia. El mecanismo de nominaciones, expulsiones y normas, vacío de sentido, deja al aire lo que de ridículo tiene siempre nuestro comportamiento. Así que es mejor olvidar las referencias y sumergirse en el espectáculo que ofrecen los ejemplares de este peculiar zoológico.
También el formato es novedoso. LA ISLA DE LOS NOMINADOS introduce el falso-reality. Las cámaras fijas graban cuanto ocurre y los habitantes son conscientes de su presencia. Tanto más cuando entran en el "confesionario", donde actúan para el público sin interferencias. Sin embargo, también podremos contemplar a estos especímenes cuando se saben fuera del alcance de los objetivos; sólo entonces muestran su verdadero rostro.