Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

De la VEGA sostiene que eliminar la retroactividad de las prestaciones por dependencia se traduce en crear "más empleo"

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha afirmado este jueves en la rueda de prensa posterior al consejo de ministros que se ha celebrado esta tarde en lugar de mañana viernes, como es habitual, que eliminar la retroactividad en las prestaciones por dependencia se "traducirá en la creación de más empleo"
"Al eliminar la retroactividad de las prestaciones por dependencia seremos más eficientes", ha afirmadoafirmó De la Vega, quien ha añadido que, además, con esta eliminación se favorecerá la opción de poder elegir un servicio en vez de una prestación económica, como sucede actualmente en la mayoría de los casos.
De la Vega ha recordado que el Gobierno socialista ha sido quien ha puesto en marcha el "cuarto pilar del estado de bienestar" y ha subrayado que las medidas de recorte de gastos que aprobó hoy el Ejecutivo se hacen "en el marco de una situación que afecta a toda Europa".
Asimismo, ha agregado que se trata de un "esfuerzo colectivo y equitativo" que persigue la "eficacia".
Las medidas reducirán el déficit cinco décimas
Las nuevas medidas aprobadas por el Gobierno para reducir el déficit, que incluyen una rebaja del sueldo de los funcionarios y la congelación de las pensiones, reducirán cinco décimas el crecimiento previsto por el Gobierno para el año 2011, que pasará del 1,8 por ciento planteado en enero al 1,3 por ciento.
Así lo ha anunciado hoy la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, donde ha explicado que han querido hacer una estimación "muy conservadora".
Para 2010, el Gobierno entiende que no hay que hacer ninguna modificación porque el -0,3 por ciento sigue siendo "válido", dado que en el primer trimestre la economía española ha registrado un comportamiento mejor del previsto