Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Opinión de Gabilondo. 22 de Octubre

"La COPE, la Conferencia Episcopal, son desde hace mucho tiempo factor de desestabilización y de conflicto"
"La COPE, la Conferencia Episcopal, son desde hace mucho tiempo factor de desestabilización y de conflicto. Su principal comunicador invoca su libertad de expresión para acusar al presidente del gobierno de traidor, empeñado en romper España, con un plan preconcebido que, junto a separatistas y masones, -habla mucho de masones- traicionó a las victimas del terrorismo, y, como siempre hizo la izquierda criminal -dice criminal- destruir una nación que odia. Y que el Rey debería haber abdicado porque permite esta villanía. Cosas así dice. Y con un lenguaje ofensivo de grueso calibre entreverado de guasa, de gracioso de casino, burlándose de todo y de todos. Gasta ese modelo de complejo de superioridad que sólo se adquiere cuando se lleva toda la vida huyendo de un complejo de sentido contrario. Cuando él arremete, y se burla, y desdeña, es porque es libre y utiliza su libertad de expresión. Pero quienes le critican no tienen libertad de expresión; son liberticidas, quieren acallarle. Y no es así. Nadie pide que se le silencie. Es más, le pasamos por alto. Pero con la misma libertad de expresión pedimos que se observe la gigantesca hipocresía de la Conferencia Episcopal, que predica la paz, la caridad y la concordia, y vende veneno y discordia. Y se lucra con ello. Y lo hacemos con conciencia histórica, porque muchos españoles también hemos leído libros, incluso muchos libros, y además de haber aprendido en los libros a no alardear, hemos aprendido a temer la alianza del pensamiento político ultramontano con el pensamiento religioso tridentino. Recuerden estos precedentes quienes se llaman centristas y se suben a ese carro para vender periódicos o para ganar elecciones."