Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Justo a tiempo

El concurso regalaba 50.000 euros, un apartamento o un coche cada día. ¿En qué consistía su mecánica? Lograr detener el tiempo en el momento preciso; Justo a tiempo.
Un concurso diferente,que regaló durante su emisión importantes premios , con el que las tardes se pasaban de forma amena y divertida.
Iñaki López, un presentador todoterreno y rostro habitual de la ETB, conducía el programa junto a Zaira Nara -quien participó en la versión original del programa- y la actriz española Marina Lozano, que contaba con amplia experiencia en televisión. 'Justo a tiempo' es la versión nacional del formato de enorme éxito que emite Telefe, y que desde 2009 lidera el prime time argentino.
El tiempo en Justo a tiempo jugaba un papel imprescindible.50.000 euros, grandes premios, la participación activa del público -tanto el que está en plató como los espectadores desde casa- junto a unas pruebas sencillas y accesibles, consolidan la seña de identidad de un concurso que garantizaba alta dosis de diversión para toda la familia.
Cada día, se podía concursar desde casa y ganar un estupendo apartamento;las llamadas como los sms recibidos eran fundamentales para el desarrollo del programa.
Hablemos de la herramienta estrella del concurso: el cronómetro. Iñaki López se encargaba de poner en marcha el mecanismo de este objeto para seleccionar a los concursantes en directo, lograr que alguien que está al otro lado del televisor consiga un apartamento, contar un montón de billetes que una persona puede llevarse para su bolsillo, decidir las vueltas que dará el coche que se regala en el programa y el que debía detenerse en un minuto exacto para entregar nuestro gran premio de 50.000 euros.