Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Entrevista a Allison Dubois

La mujer en la que se basa la serie cuenta cómo descubrió que tenía un don especial
PREGUNTA: ¿Qué significa para ti la palabra “médium"?
RESPUESTA: Bueno, para empezar, cuando hablamos de un “medio” nos referimos a algo que conecta dos cosas; por ejemplo, la televisión es una medio porque establece una conexión entre la audiencia y el entretenimiento. Un médium es una persona capaz de interactuar con los muertos y los vivos y que transmite los mensajes que unos y otros se envían. Los medium podemos ver y oír cosas que otros no pueden, así que hacemos el papel de “secretaria” de los muertos, por decirlo así… (risas) O establecemos una alianza entre ambos mundos, si lo prefieres; y estoy segura de que hay bastantes personas con esta habilidad.
P: ¿Cómo descubriste que tenías este don tan especial?
R: Un día estaba en mi habitación con una amiga, Bárbara; de repente escuché una extraña voz que me decía que separara mi cama de la ventana, así que me levanté y lo hice, no me lo pensé dos veces. Creí que se trataba de un espíritu, un ángel o algo por el estilo, nada maligno, así que no me asusté en absoluto, me levanté y puse la cama al lado de la pared, como me había ordenado aquella voz; Bárbara me dijo “¿Por qué haces eso? ¡Qué rara eres!”. Pero yo sabía que tenía que obedecer. Esa misma noche fuimos a una fiesta y al volver nos sentamos delante de la puerta de casa. Las dos vimos cómo un tractor se empotraba contra la pared de mi habitación, destrozándola por completo… excepto la parte en la que estaba mi cama, que quedó intacta. Mi amiga no daba crédito, me miró y dijo: “De no ser por ti habríamos muerto”.
P: ¿Pensaste entonces que algo extraño te estaba ocurriendo, que volvería a pasarte más veces?
R: Después de aquel incidente le di muchas vueltas al asunto y me dije a mí misma que, si volvía a escuchar aquella voz, le haría caso, porque me salvó de la muerte… y fue la primera vez que salvé a otra persona (mi amiga) gracias a mi intuición. Al principio no estaba segura de lo que me pasaba y por eso me mostré bastante escéptica ante la idea de tener algún tipo de poder; no tenía mucho sentido para mí, pero con el tiempo me di cuenta de que ésa era la única explicación: me estaba comunicando con los muertos. DEscarté el resto de opciones por completo.
P: ¿Cómo trabaja Allison Dubois con la policía?
R: Lo que hago es dejarme llevar por mis intuiciones; por ejemplo, muchas veces he conseguido descubrir la verdad mirando a los ojos al acusado: dónde está el niño desaparecido, el cuerpo de la mujer que ha muerto… y también he llegado a descubrir si el acusado es realmente culpable. En el caso de un asesinato tengo que sentir cómo murió esa persona; si lo consigo, puedo descubrir quién ha sido el autor de su muerte.
P: Para terminar, ¿te consideras una persona diferente por el hecho de tener este don? ¿Preferirías no tenerlo?
R: Supongo que soy diferente, claro, pero para mí es una bendición porque puedo hacer y ver cosas por las que mucha gente daría lo que fuera: contactar con los seres queridos que ya no están, ayudar a la gente, saber si alguien es peligroso para poder alejarse de él… Por otra parte, se trata de un aspecto de mi vida al que no puedo renunciar. No es algo que dejas en una estantería y de lo que te olvidas sin más. Forma parte de mí. Puedo intentar ignorarlo, pero eso me convertiría en una persona irritable e infeliz, así que lo he asumido desde hace mucho tiempo. En mi caso no he tenido más opciones y me siento muy afortunada de tener este don, no creo que deba ocultarlo ni que sea algo por lo que tenga que avergonzarme o sentirme como un bicho raro.