Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Raquel: “A mí no me va a doler, va a ser una operación bendecida y va a salir perfecta”

Raquel ha decidido someterse a la intervención que dejará su ‘mondongo’ más plano que una tableta de chocolate. Gracias a la operación, Noemí se ha dado cuenta de lo mucho que valora a su madre. Raquel, en el momento de entrar a quirófano, ha querido tranquilizar a su familia, que estaban más asustados que ella.