Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy sufrió un ataque de lumbalgia que le obliga a retrasar su encuentro con el Rey

A las siete de la mañana, el presidente iniciaba su caminata en Sanxenxo. Una ruta por pavimento en lugar de terreno más blando y, al volver a casa, sufrió un ataque de lumbalgia. Por ello, el tradicional despacho con el Rey en Marivent se retrasaba dos horas y cuarto, un encuentro al que Rajoy acudió asegurando estar en forma. "Faltó moderación", decía al final de la rueda de prensa.