Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La desesperada defensa de Bretón

Sánchez de Puerta defiende que los huesos que Josefina Lamas cogió de la hoguera no son los mismos que luego vio Etxeberría.