Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

No podían salvar la vida de Sandy Bachman

Quinn no puede dejar de ver el vídeo del apaleamiento de Sandy que se colgó en Internet. Su obsesión le ha ayudado a descubrir que ni Carrie ni él podían haber hecho nada por salvar la vida del agente, pues el asalto al coche no fue en absoluto espontáneo sino que estaba dirigido y era completamente premeditado.