Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lockhart obliga a Carrie a quedarse en EEUU tras el fiasco del bombardeo de la boda

El bombardeo sobre la boda de uno de los familiares de Haqqani y la posterior muerte de Sandy ha puesto a la CIA en jaque. Para evitar que les cierren el departamento, Lockhart obliga a Carrie a regresar a los Estados Unidos, donde deberá quedarse permanentemente. La agente sabe que no podrá volver a vivir en su casa junto a su hija, que es la viva imagen de su padre, el fallecido Brody.