Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los padres de Alfonso no están solos

Los padres de Alfonso no pueden más. "He perdido la dignidad como mujer", dice Rosario, que cree que ha perdido a su familia. Sin embargo, no es así. Los hermanos de Rosario siempre estarán ahí y lucharán con ellos para que Alfonso cambie de actitud.