Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Juego de tornos

El Guggenheim tiene torno, el Bernabéu tiene torno, Faunia tiene torno y, ahora, el Gym Tony. A pesar de las goteras y de que hace frío en los vestuarios, Tony prefiere invertir el dinero en un torno para la entrada y al final todos, hasta él mismo, acaban siendo esclavos de "la dictadura del torno".