Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Así trabajan en el SIVE, el radar que controla el paso de hachís en el Estrecho

Marruecos es el mayor productor de hachís del Mundo y Europa, su principal cliente. Allí, un Guardia Civil muestra una grabación de una de sus últimas operaciones, en la que los narcotraficantes descargaron una lancha con 1.600 kilos de hachís por la noche. Capturan en torno al 20-25% de toda la droga que pasa. A veces, incluso, descargan de día. “No es un sistema infalible, nos tienen controlados”, reconoce.