Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alemania se pasa a las patadas: tres amarillas en cinco minutos

Comenzó la segunda parte, y con ella un nuevo guión de partido. España se hizo dueña del balón y Alemania decidió meterse atrás y subir la intensidad de sus entradas. Pero lo hicieron mucho: en solo cinco minutos, del 47 al 53, Alemania vio tres tarjetas amarillas prácticamente consecutivas. Los germanos se emplearon con excesiva dureza.