Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

María: "Aproveché un descuido para correr hacia la policía"

El tercer día que tuvo que salir a la calle, aprovechó un descuido de las dos chulas que la vigilaban, mientras atendían a dos clientes, y sin pensarlo salió corriendo hacia la Comisaría de Policía de Montera: "Eran los únicos que podían sacarme de allí, aunque no sabía cómo, y tampoco si lo harían… Si no, mejor morir, prefería morir".

Uno de los policías que la rescataron aún la recuerda, con ese aspecto de niña agarrando fuerte a su osito, sin soltarlo. Los policías le acompañaron hasta la comisaría y allí contó todo. La denuncia nunca prosperó, la ofrecieron protección y avisaron a APRAMP para darle el apoyo necesario.