Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Malú, en 'Dreamland': “El escenario es lo que más quiero y lo que más odio”

La cantante Malú ha visitado la escuela para hablarles a los chicos de su experiencia en el mundo de la música, dirigiéndose tanto a los personajes como a los artistas. Malú les ha explicado que el camino hacia el éxito es arduo y difícil: “Llevo 17 años dedicando toda mi tiempo a mi trabajo; pero merece la pena cuando ves un estadio lleno cantando tus canciones. Es una emoción indescriptible”.

Los artistas le han pedido a Malú que les dé un consejo. Ella, sin embargo, cree que deben seguir sus propios instintos: "No doy consejos porque son tan absurdos… Durante tantos años me han dicho “Creo que debes…”,  pero uno sabe lo que tiene que hacer. Creo que la vida viene con un don pero eres tú el que lo tiene que hacer grande y quien tiene que aprender de los errores y trabajar”, les ha dicho en su visita a la escuela.
"Mi vida fue echada a un lado sólo para cantar"
Aunque no les conocía de nada, la hermandad de la profesión ha hecho que la cantante se haya sincerado con ellos cuando le han preguntado si alguna vez ha tenido que sacrificar algo por la música. “Yo he sacrificado mi vida entera. Llevo 17 años trabajando y cuidándome únicamente para estar al cien por cien en mi trabajo. Mi vida fue echada a un lado sólo para cantar. Sin embargo, a día de hoy, he cumplido un grandísimo sueño: meterme en la cama y recordar un estadio lleno de gente para escucharme a mí”.
Por último, les ha animado a que no abandonen la música, por muy duro que les parezca: “Para mí, el escenario es lo que más amo del mundo y lo que más puedo llegar a odiar: pero luego me subo y ahí es donde realmente me expreso, donde hecho todo el sentimiento que llevo dentro. A lo mejor queréis tirar la toalla pero si, realmente, para vosotros subiros a un escenario os llena el alma no deberíais dejarlo ni por nada ni por nadie”.