Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Exorcismo en ropa interior

Para expulsar a Satán, el exorcista le da masajes semidesnuda y le hace el boca a boca

En las sucesivas citas, el orante fue cogiendo más confianza, pidiéndo a la reportera que se quedase en ropa   interior. Siempre con la fórmula "te rezo aquí", los tocamientos y masajes con aceites por todo el cuerpo cada vez eran más íntimos, centrándose especialmente en pecho y pubis.