Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El desafío con tiburones se complica

Jesús Calleja se sumerge en aguas de las Islas Bahamas para nadar con los tiburones longimanus, los más peligrosos del mundo. A pesar de haber buceado con tiburones blancos y tiburones tigre, Jesús Calleja nunca se había enfrenta a una inmersión tan peligrosa como ésta: nadar enfrente de las Islas Bahamas junto a los tiburones oceánicos de puntas blancas o longimanus, la especie que más muertes ha causado entre seres humanos.