Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nadal: "Tenemos posibilidades de lograr una nueva Davis, pero menos que hace cinco años"

El tenista español Rafa Nadal ha señalado que la 'Armada' tiene "posibilidades" de conquistar una nueva Copa Davis, aunque "menos que hace cinco años" por el aumento de la media de edad del equipo, después de haber sellado su regreso al Grupo Mundial este fin de semana imponiéndose a la India y poniendo fin al "mal trago" de competir en una categoría inferior.
"El hecho de tener tantos jugadores entre los 100 primeros dice que tenemos que estar en el Grupo Mundial. Estar dos años en segunda ha sido un mal trago, una mala noticia y culpa, en primer lugar, nuestra, de los jugadores, y luego también otras cosas que han tenido que ver con la federación", explicó el número 4 del ranking ATP en un acto con el Banco Sabadell en Zaragoza, haciendo hincapié en que "uno tiene que asumir su culpa".
Nadal, aliviado tras devolver a España a la élite del tenis, se mostró optimista respecto a las nuevas opciones que se presentan, aunque también cauto con las generaciones venideras. "Tenemos la posibilidad de seguir compitiendo para lograr una nueva Copa Davis", manifestó.
"Del equipo que estuvimos en India el más joven soy yo y tengo 30 años, es una realidad. Los años pasan para todos, pero aún así creo que seguimos teniendo un equipo largo, que es importante. Tenemos posibilidades, sí; tenemos menos que hace cinco años, también. Las opciones son finitas", explicó el tetracampeón de la Davis, concienciando de que es complicado volver a vivir una época tan gloriosa.
"Nos hemos quedado un poco estancados en la regeneración, uno no tiene que engañarse. Siempre iban saliendo jugadores generación tras generación, pero sí que en los últimos años nos hemos quedado un poquito parados", advirtió, aunque también reconoció que en edades tempranas "hay promesas". "Hay que ser pacientes y estar pendientes de la evolución para realmente tener opciones de estar arriba", amplió.
Por otra parte, el de Manacor señaló que un país pequeño como España debe sobreponerse ante potencias mayores. "La competencia es grande y es posible que tengamos una época no tan buena, pero no creo que tengamos problemas para tener jugadores entre los 100 primeros", apuntó.
"UNA SEMANA ANTES DE IR A RÍO NO SABÍA SI PODRÍA IR"
Además, el bicampeón olímpico se refirió a su cita en los Juegos Olímpicos de Río, donde fue abanderado pese a no saber hasta última hora su disponibilidad para competir por su lesión de muñeca.
"Unas Olimpiadas son siempre un evento único. Es el evento más importante del mundo del deporte, el que consigue aglutinar a todas las modalidades de deportes con alguna excepción. El poder compartir lo que es una Villa Olímpica es una sensación distinta y única y, de hecho, una semana antes de ir a Río no sabía si podría ir", admitió el exnúmero uno del mundo, llegando a asentir que "preparado no estaba".
Por esta razón, Nadal reconoció que sus expectativas no eran demasiado altas. "Lo mejor de Río fue estar en Río y después todo fue positivo", alegó el campeón de todos los 'Grand Slam' del circuito, que no se arrepintió de haberse arriesgado a jugar a pesar de sus molestias.
"El riesgo está, pero el cuerpo tampoco son matemáticas. Muchas veces he forzado más de la cuenta y a veces ha salido bien y a veces ha salido mal", dijo, desvelando también que "la muñeca está mejor". "Es evidente que el hecho de haberla forzado en Río ha hecho que el proceso sea más lento, pero cada vez molesta menos y es la mejor noticia posible", resaltó.
En otra instancia, el balear calificó como "único" el hecho de "conseguir una medalla de oro" con uno de sus mejores amigos, en relación al obtenido en el dobles junto a Marc López, y mostró su satisfacción por su papel en individuales pese a quedarse a las puertas del podio en cuarto lugar.
"Nunca me planteé luchar por medalla cuando llegué allí. Se me escapó al final, pero disfruté. Di todo lo que tenía y un poquito más y me fui con la cabeza muy alta", desveló el líder de la 'Armada', antes de hacer una valoración de su temporada 2016.
Por último, Nadal confirmó su presencia esta campaña en los torneos de Pekín, Shangai, Basilea y París, aparte del Torneo de Maestros en caso de clasificarse, y recalcó lo "complicado" de este año a causa de sus molestias físicas.
"El año pasado fue malo por todos los problemas que tuve y me llevó mucho tiempo superar eso, y lo que vino de la muñeca fue mortal para la competición. Dentro de lo que cabe volví bien, pero jugar con molestias pasa factura. Voy a intentar terminar con las mejores sensaciones posibles", finalizó, deseoso de cerrar a lo grande el circuito ATP.