Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Profesionales de traumatología alertan de la amenaza que representa el intrusismo para la medicina deportiva

Acabar con el intrusismo y exigir la capacitación regulada por el Ministerio de Sanidad para garantizar una mayor seguridad para el paciente fueron algunas de las reivindicaciones más escuchadas en la jornadas organizadas por la Sociedad Española de Traumatología del Deporte (Setrade) sobre profesiones sanitarias relacionadas con el deporte.
En las tres mesas redondas que se llevaron a cabo en las jornadas celebradas en la Clínica Cemtro de Madrid, los ponente subrayaron la necesidad de proteger la salud de los pacientes, los derechos de los titulados en Traumatología y Medicina Deportiva y la capacidad normativa de las Administraciones Públicas.
Asimismo, también se debatió sobre las competencias y atribuciones profesionales, la ética y la deontología, el papel de los medios de comunicación y la utilización de las redes sociales en la práctica de estas especialidades.
En estos encuentros, dirigidos por los doctores Carlos Sánchez Marchori y Tomás F. Fernández Jaén, participaron responsables de los Ministerios de Educación, Sanidad y Justicia, miembros de los colegios profesionales de Medicina, Fisioterapia y Enfermería, así como destacados periodistas deportivos y especialistas en información científica.
La primera mesa redonda estuvo dedicada a las atribuciones profesionales y competencias, desde una perspectiva legal e institucional, mientras que la segunda se centró en analizar de manera pormenorizada los problemas más frecuentes que surgen en la práctica diaria de la medicina deportiva.
Por su parte, la tercera mes de debate se centró en el papel de los medios de comunicación a la hora de denunciar los fraudes y abusos que se cometen en el tratamiento "supuestamente milagroso" de lesiones sufridas por los deportistas.
Asimismo, durante las jornadas también se habló de la repercusión social, en ocasiones incontrolada, de terapias, técnicas de tratamiento y centros especializados que vulneran la legislación vigente, sin que se tomen medidas para evitarlo.
En opinión de los profesionales, urge concienciar a los responsables de la Administración de la necesidad de ordenar y clarificar las competencias profesionales, para impedir que se produzcan abusos y riesgos para la salud de los pacientes.