Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Eduardo Santas, noveno, mejor español en la prueba de fondo en carretera clases 1-2-3

El ciclista aragonés Eduardo Santas fue el español mejor clasificado, noveno, en la prueba de fondo del ciclismo en ruta de las clases C1-C2-C3 de los Juegos Paralímpicos de Río de Janeiro, después de desfondarse durante la segunda vuelta al circuito cuando había cogido la escapada buena.
El de Tarazona, de la clase C3, era la mejor baza española en esta carrera, después de ser bronce en el Mundial de 2015, pero finalmente se quedó sin opciones y se dejó llevar hasta concluir en la novena plaza a 2:37 del grupo que peleó por el podio, encabezado por el alemán Steffan Warias, que se colgó el oro en el sprint.
Santas supo elegir bien su movimiento y se metió en la fuga compuesta por siete corredores y donde estarían las medallas. Esta se formó durante la primera vuelta, pero en la segunda, comenzó a acalambrarse y se descolgó cediendo ya un minuto al paso por la línea de meta. A partir de ahí, prefirió dejarse coger por el grupo perseguidor y terminar así la carrera.
"Estoy un poco decepcionado porque iba marcando a los que sabía que andaban. En la primera vuelta se ha hecho el corte bueno y estaba ahí y sabía que no nos iban a coger, pero a la mitad de carrera, me he desfondado, he tenido calambres, he perdido 20 metros en la subida y no tenía fuerzas para cogerles. Estoy mal porque iba adelante con posibilidades y se me ha ido la carrera", lamentó Santas a los medios.
El de Tarazona, bronce en el velódromo en la velocidad por equipos, recordó que sigue con el escafoides "todavía roto" tras su lesión meses antes de ir a Río. "He estado tiempo parado y no sé si estaba al cien por cien porque perdí fondo aeróbico y es lo que me ha faltado en la segunda mitad de la carrera", apuntó.
El español indicó que el recorrido "no tenía un puerto muy grande", pero que era "rompepiernas" y que espera estar en 2020 en Tokio. "Cuatro años pasan rápido, así que ahora hay que empezar a entrenar para que no me pase lo mismo y pueda ganar", expresó. "El diploma me daba igual, ya tengo dos, venía a hacer medallla y esprinté en el grupo por esprintar porque me daba igual el puesto", sentenció el aragonés.
Además, el catalán Maurice Eckhard finalizó en la decimosexta plaza, a casi seis minutos del ganador, mientras que el también catalán Juanjo Méndez fue vigesimotercero a más de diez minutos. El vasco Amador Granados no terminó la carrera.