Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cañellas: "Al final de cada ciclo la ilusión empieza de nuevo"

El lateral izquierdo de la selección española y del Vardar de Macedonia, Joan Cañellas, es cauto sobre las opciones en el Mundial de Francia de este mes porque la "diferencia" entre las selecciones cada vez es más "pequeña" y tiene claro que ahora "la ilusión empieza de nuevo" tras el "golpe muy duro" de quedarse fuera de los Juegos de Río de Janeiro.
"Siempre tenemos presión. Somos un grupo que sabemos competir y queremos ganar. Sabemos que el no estar en Río fue un golpe muy duro. Tenemos entrenador nuevo y al final cada ciclo olímpico la ilusión empieza de nuevo y más si cabe con el tropiezo en el Preolímpico, y además tenemos a Eslovenia en el grupo que a ese partido en concreto si que le tenemos ganas", advirtió Cañellas en declaraciones a Europa Press.
De todos modos, "el objetivo sería volver al podio", aunque saben que "es muy difícil". "Son muchos años los que estamos en semifinales seguidos y lo normal sería que algún año de estos nos quedásemos fuera" indicó.
"Hay combinados que lo están haciendo muy bien y cada vez es más pequeña la diferencia entre ganar o perder y entre los equipos. Tenemos una plantilla extensa y eso es muy importante para un campeonato como un Mundial. Veremos como quedan los grupos para luego ver los cruces", señaló.
Los 'Hispanos' están todavía en la "fase inicial" de la concentración, "cargando mucho" el físico para llegar "en forma". "Hay algunos jugadores nuevos que han entrado muy bien en la dinámica de grupo aunque la mayor parte ya nos conocíamos y quedaba por ver la forma de entrenar del nuevo seleccionador. A pesar de que estamos empezando ya se van viendo cosas. El grupo está bien, con ilusión, con ganas y estamos haciendo un buen trabajo para el poco tiempo que tenemos", matizó.
La Selección juega el 42º Torneo Internacional de Irún que se disputa del 6 al 8 de enero, con Polonia, Catar y Argentina como rivales, y a pesar de la poca separación que hay con el Mundial, que este año empieza "antes" que otros años, "hay que jugar partidos" para estar preparados.
"El tiempo para preparar es el que hay, no tenemos más y algún partido sí que tenemos que jugar. Hay equipos realmente fuertes aunque por suerte no tenemos ninguno en nuestro grupo, que algún año sí que había pasado", explicó Cañellas.
"Nos va a servir para probarnos. Tenemos sistema nuevo de juego y algunas jugadas que no habíamos hecho hasta la llegada de Jordi Ribera, con lo cual todos los partidos sirven para ajustar y terminar de conocernos porque en los entrenamientos al final si salen las cosas pero en un partido es donde realmente el equipo se termina de encontrar y todos los jugadores se adaptan", añadió.
El debut en el Mundial será el próximo 12 de enero contra Islandia y para el catalán "da igual" con quien empezar si se hace "ganando". "Tenemos algún rival más flojo con el que era más posible ganar porque Islandia es de los fuertes del grupo. Es un equipo que no tiene muchos jugadores importantes pero el sexteto titular es bastante competitivo y en este caso no sé si sería mejor jugarles ya con algunos partidos en sus piernas, pero tenemos un grupo para estar arriba del todo", aclaró.
Francia es la favorita para llevarse el Mundial y la principal selección a batir pero siempre hay equipos "muy buenos". "En el otro grupo con el que nos cruzamos estará Polonia, que aunque es un poco irregular, hay que contar con ella", explicó.
"Del otro lado están Dinamarca, Croacia, Alemania, que si sigue haciéndolo como el año pasado son jugadores muy jóvenes, muy grandes físicamente y además técnicamente están muy bien entrenados. Creo que estos cinco equipos van a salir la mayoría de los semifinalistas, lo cual no quiere decir que alguno de los equipo que no te he dicho esté ahí. Hay equipos muy buenos como el caso de Suecia que no es fácil ganarles", puntualizó.
El de Santa María de Palautordera milita en el Vardar de Macedonia después de su paso por la Bundesliga alemana y aseguró que llega "más" descansado que otros años. "El no jugar en la liga alemana me permite llegar más fresco pero si que he tenido unos problemas en un dedo del pie las ultimas tres semanas. No son problemas graves como los de la espalda, que me tenía bastante impedido, pero el dedo del pie está mucho mejor y no me impide entrenar bien", concluyó.