Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Clásico de Liga, descafeinado

Cristiano Ronaldo disputa y balón con Puyol durante las semifinales de la Copa del ReyGTres

Real Madrid y Barcelona se enfrentan por segunda vez en cinco días en el encuentro de Liga que se disputa este sábado en el Bernabéu. Pero este Clásico pierde fuerza y se antoja algo descafeinado, ya que ambos técnicos piensan reservar a sus jugadores más potentes con la mirada puesta en la Champions.

Tras quedar eliminados de la Copa del Rey por el eterno rival y su derrota por 2-0 en la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones frente al Milan la semana pasada, las luces de alarma se han encendido en el Camp Nou.
Pero los catalanes tienen una ventaja de 12 puntos en el liderato de la Liga sobre el segundo clasificado, el Atlético de Madrid, y de 16 sobre el Madrid, que es tercero.
En un intento por refrescar al equipo, Roura podría optar por jugar con el extremo Cristian Tello y el delantero David Villa de inicio en el Bernabéu, dejando en el banco al centrocampista ofensivo Ces Fabrègas.
El movimiento podría dejar más espacio al Balón de Oro y máximo goleador del equipo, Lionel Messi, que se perdió el entrenamiento del miércoles por un proceso febril, tras sus discretas actuaciones frente al Milan y al Madrid, algo poco habitual en él.
¿Descanso para Cristiano Ronaldo?
Por otro lado, el Madrid, que ha descartado sus opciones de revalidar el título liguero, sale de su duelo de semifinales de la Copa reforzado psicológicamente y con sus sentidos orientados firmemente a la consecución de su décima corona europea.
Es seguro que el entrenador, José Mourinho, dará descanso a varios jugadores antes del partido de vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones contra el Manchester United del martes, en el que el Madrid deberá remontar el desfavorable 1-1 con el que concluyó la ida en el Santiago Bernabéu.
El Madrid no podrá contar con el sancionado extremo Ángel Di María en un clásico liguero ensombrecido por la proximidad de su visita a Old Trafford.