Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Real Madrid gana a San Lorenzo (2-0) y se proclama campeón del Mundialito

El Real Madrid ya tiene en su palmarés el Mundialito de Clubes. El equipo de Carlo Ancelotti venció en la final al San Lorenzo de Almagro en Marruecos y se proclamó campeón del mundo de clubes para cerrar un 2014 con Copa del Rey, Champions, Supercopa de Europa y ahora el cuarto título del curso. Sergio Ramos abrió el marcador con un gol de cabeza y Gareth Bale encarriló el partido con el segundo en un fallo del portero argentino. El ‘equipo de Dios’ ganó al equipo del Papa... ¡¡El Real Madrid es campeón del mundo de clubes!!

Carlo Ancelotti sacó su equipo de gala en el último partido del 2014. Con James Rodríguez y Sergio Ramos recuperados, el técnico italiano puso todo lo que tenía sobre el césped ante San Lorenzo. El equipo blanco no pudo comenzar de mejor manera, Kroos robó un balón en la presión y el disparo de Cristiano salió demasiado cruzado, sin que pudiera llegar Benzema. Era un toque de las intenciones del Real Madrid.
Los argentinos no se arrugaron y dejaron varios ‘recados’ a Kroos y Ramos en los primeros minutos. El control y la posesión era blanca pero San Lorenzo se defendía atrás con mucha gente y les costaba hacer daño. Los roces se hicieron una constante en el juego y los jugadores del Madrid entraron al trapo. Carvajal y Ramos vieron la amarilla en la primera parte.
Al Madrid le costaba crear peligro y tuvo que ser el héroe de la Décima, y el que abrió el marcador en las semifinales ante el Cruz Azul, Sergio Ramos, el que rematara a gol un centro de córner de Toni Kroos para hacer el primero de la final. El sevillano entró con todo y remató a placer en el punto de penalti. La mala noticia de la primera mitad fue la lesión de Marcelo, al que tuvo que sustituir Coentrao al filo del descanso por un tirón muscular.
El Madrid había sido superior pero en los metros finales no habían sabido finalizar. En el segundo acto, la suerte sonrió al equipo de Ancelotti. Gareth Bale disparó a puerta un tiro que le salió manso y al centro pero el portero argentino, Torrico, ayudó y el balón se le coló por debajo del cuerpo. No podía pintar mejor la cosa para el conjunto español, que al inicio de la segunda parte ya tenía el encuentro encarrilado.
El equipo argentino movió el banquillo y metió más pólvora arriba pero ya era tarde. El Madrid tocaba y el tercero estaba más cerca que el primero de San Lorenzo. El cansancio también se notaba y el equipo de Ancelotti lo tenía todo controlado. El triunfo estaba en el bolsillo y solo era cuestión de dejar pasar los minutos.
Suma y sigue, el Real Madrid consiguió su 22ª victoria consecutiva y cierra el 2014 de la mejor manera posible, como campeón del Mundo de Clubes en Marruecos. Carlo Ancelotti ha firmado una temporada casi perfecta con el Real Madrid, con cuatro títulos de seis posibles en un año. Solo el Atlético de Madrid, tanto en la Liga como en la Supercopa de España, ha evitado que pudiera ganar todas las competiciones. Con el Mundialito de Clubes, el equipo blanco se despide del año por todo lo alto.