Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Larrivey empujó una pelota muerta en la línea de gol y puso el 3-1 en el marcador

Orellana comenzó la jugada de ataque, conectando con Nolito que disparó a puerta. Toño paró el balón, que quedó muerto frente a la línea de gol. Larrivey aprovechó esta dircunstancia y empujó el balón muerto hasta el fonde la portería. El argentino que no celebró el gol por respeto a su ex equipo: el Rayo Vallecano.