Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Roura y Rubi dirigen el primer entrenamiento de la era post Vilanova

Rourá y Rubí durante el primer entrenamiento del equipoEFE

Los doce jugadores disponibles de la primera plantilla del FC Barcelona han vuelto este lunes por la mañana al trabajo en la primera sesión de entrenamiento tras el anuncio el viernes del adiós del técnico Tito Vilanova, cuya lucha contra el cáncer le impedía seguir en el cargo, y que ha estado dirigida por sus ayudantes Jordi Roura y Rubi.

Tras la suspensión del entrenamiento del viernes por la tarda, y la presencia de todos los jugadores del primer equipo en la comparecencia en la que el presidente, Sandro Rosell, anunció la no continuidad de Vilanova al frente del grupo, y la del partido que se tenía que jugar el sábado en Polonia, la de esta mañana ha sido la primera sesión sin el de Bellcaire d'Empordà.
A falta de conocer el nombre del nuevo técnico, que en principio se sabrá esta misma semana como avanzó el propio Rosell, fueron Roura y el recién llegado Rubi quienes dirigieron el trabajo en un entrenamiento del que participaron los doce jugadores disponibles de la primera plantilla con el refuerzo de once del filial.
La anécdota la ha protagonizado el exblaugrana Éric Abidal, nuevo jugador del potente Mónaco, quien ha visitado por sorpresa a sus excompañeros en la Ciutat Esportiva Joan Gamper antes de la sesión. El lateral izquierdo, quien también ha tenido que luchar contra el cáncer, ha dejado el equipo este verano al no poder renovar su contrato tras seis temporadas.