Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El autógrafo de Piqué en la bandera de España y otros ‘pasos atrás’ de los futbolistas

ibracuatro.com

Fútbol y política. Mezcla explosiva. Si algún futbolista ha ido demasiado lejos combinando ambas disciplinas, ha acabado por lo general pagándolo caro. De insultos patrios a 'celebraciones nazis', recopilamos los casos más llamativos de esta maltrecha relación.

Mezclar fútbol y política puede ser muy peligroso. No son pocos los casos de deportistas que han ido demasiado lejos dentro del terreno de juego y han acabado pagándolo. Pero si hay una consigna cierta es aquella que dice que 'rectificar es de sabios'. Los futbolistas lo saben y muchos de ellos se han dado prisa por enmendar sus errores. Mientras que algunos les funcionó, a otros su mala cabeza acabó condenando su carrera. Piqué quiso mostrar su aceptación hacia los símbolos españolistas firmando una bandera patria en el entrenamiento de 'La Roja' en León. Recopilamos otros casos célebres de jugadores con 'deslices' políticos... y sus apresuradas justificaciones.
Gerard Piqué: un autógrafo a tiempo te ahorra problemas
Piqué vive probablemente su momento más delicado desde que es jugador internacional con la selección española. Las muestras reiteradas del sentir catalanista del central culé han provocado que un sector de la hinchada española le identifique como enemigo. De poco sirve haber ganado una Eurocopa o un Mundial cuando hablamos de política. El defensor fue recibido en León con pitos y abucheos que volvieron a repetirse en las sesiones preparatorias del combinado nacional. En lo que pareció un intento de apaciguar a las masas, Gerard se detuvo en el último entrenamiento de 'La Roja' para firmar una bandera española, como quien firma un tratado de paz. Aún es una incógnita si su buen gesto le servirá de algo de cara a la opinión pública.
Zlatan Ibrahimovic: del 'Francia es un país de mierda' al '¡Vive la France!'
'Ibracadabra' se encontró en el ojo del huracán el pasado mes de marzo cuando decidió liberar su temperamento en el peor momento posible. Ibra consideró que los árbitros habían perjudicado al PSG en su derrota liguera ante el Girondins de Burdeos y cargó contra todo lo que se movía: "Este país de mierda no se merece al PSG" dijo el sueco, entre otras lindezas. Francia reaccionó con virulencia ante semejante ataque y al delantero no le quedó otra que comparecer entre los medios para emitir una disculpa pública. Pese a todo, fue sancionado con tres partidos. Una vez que su equipo ganó la Ligue 1, Zlatan celebró el título con gritos de 'Vive la France' para regocijo de la afición parisina... ¡Qué 'poser' eres, Ibra!
Giorgios Katidis: celebró un gol con el saludo nazi... ¿sin saber lo que significaba?
nazi
El joven jugador griego Giorgios Katidis la 'lió parda' cuando tuvo la ocurrencia de celebrar un gol para su equipo, el AEK de Atenas, realizando el saludo nazi. La imagen de Katidis con brazo extendido, mano abierta y apuntando al cielo dio la vuelta al mundo corrió como la pólvora. El bueno de Giorgios se apresuró a disculparse en su cuenta de Twitter alegando en su defensa que desconocía el significado del polémico saludo: "No soy fascista y no lo habría hecho si hubiera sabido lo que significa". El perdón del centrocampista fue estéril y su equipo lo apartó hasta final de temporada, cuando fue vendido al Novara de la Serie B de Italia. Además, fue expulsado de la selección griega, cortando de raíz una prometedora carrera. ¿Fascista o simplemente ignorante?
Nicolas Anelka: otro festejo con gesto nazi "dedicado a un amigo"
Que Nicolas Anelka protagonice un episodio polémico ha sido, a lo largo de su dilatada carrera, algo rutinario. A finales del año 2013, el delantero francés vivió el que probablemente haya sido su lío más sonado. Enrolado en las filas del West Bromwich Albion, el galo celebró su doblete ante el West Ham realizando un gesto considerado antisemita en Francia. Conocido en Francia como "la quenelle", dicho gesto consiste en extender un brazo hacia el suelo y cruzar la mano contraria sobre el hombro. Algunas asociaciones francesas lo detectaron como una alusión al saludo nazi y se echaron sobre Anelka. El jugador se justificó asegurando que el gesto iba dedicado a su amigo Dieudonné, un polémico humorista galo, pero fue sancionado con cinco partidos y el futbolista acabó abandonando el fútbol europeo.
Germán Denís: Justificación poco creíble tras una celebración 'anti-Kirchner'
denis
El jugador argentino del Atalanta Germán Denís se metió de lleno en el fango al celebrar un gol acordándose de la mujer más poderosa de Argentina: la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. El artillero marcó dos tantos para tumbar al Inter de Milán en su duelo liguero y los festejó mostrando una camiseta con una 'K' tachada, en clara alusión al gobierno de la dirigente argentina. Tras ser la comidilla de todo el país, Denís rompió su silencio para emitir una excusa 'poco convincente': "En la Argentina, intentaron robarle a mi madre y a mi suegra con una pistola. Fue un llamado de atención a las autoridades por la inseguridad". Nadie negó la preocupación del delantero pero... ¿seguro que la K tachada fue fortuita?