Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ziganda: "No tengo la menor duda de que va a ser un partido exigente"

El entrenador del Athletic Club de Bilbao, José Ángel Ziganda, se mostró ilusionado por su primer partido en San Mamés, este jueves ante el Dinamo Bucarest con el pase a los 'play-offs' de la Liga Europa en juego, y afirmó que se deben preparar para un "partido exigente" contra el equipo rumano del que no espera que cambie su planteamiento de la ida pese a que está obligado a marcar tras el 1-1.
"Es el primero en San Mamés y la intención es encontrar es algo diferente en cada partido que juguemos. Si soy sincero no me va a costar nada encontrar algo especial y existe ese cosquilleo a nivel personal y colectivo. Tengo esas ganas de vivir la sensación de bajar por el túnel y de escuchar el himno, es un marco incomparable para mí y espero poder disfrutar", confesó Ziganda este miércoles en rueda de prensa.
El navarro aseguró que ha "planificado un partido", pero no olvida que "es fútbol y hay un índice de azar que te puede llevar a unos derroteros u otros". "Son 90 minutos, con posibilidad de prórroga, y hay que jugar un partido serio, duro, llevándolo a nuestro estilo e imponernos con nuestras capacidades e ideas de juego", apuntó.
"No tengo la menor duda de que va a ser un partido exigente, aquí nadie gana fácil a nadie, como hemos visto en los resultados de otros partidos de esta previa. Nos lo van a poner difícil como nosotros a ellos", añadió al respecto.
De todos modos, espera "un partido parecido" al de la semana pasada en Bucarest. "Me gustaría que fuese más el de la primera parte y la idea suya va a ser la misma: esperar algún desajuste nuestro, robar y salir a la contra. Aceptaremos el reto e intentaremos jugar en campo contrario e intentar atacar y hacer ocasiones de calidad", subrayó.
El planteamiento de Cosmin Contra en la ida no le "sorprendió" a Ziganda, que recalcó que el Dinamo en su liga es un "equipo mandón" y que es el que tiene que llevar la iniciativa ante rivales más cerrados. "El domingo ganaron a los campeones con mucha personalidad", avisó, remarcando que el ambiente que había en Bucarest reflejaba "la ilusión que les hace pasar". "Pero a ganas no nos van a ganar, seguro", aseveró.
Respecto a su once, confesó que está "barajando la posibilidad de jugar" con Iñaki Williams. "Tenemos que ver nos puede interesar más: si agotarle en 60 minutos o aprovecharle de refresco cuando la gente esté más cansada y aprovechar su velocidad y chispa porque le cuesta poco entrar en los partidos", admitió, dejando claro que el internacional Sub-21 "no está para 90 minutos de ninguna manera".
En cuanto a la portería, pese a contar ya con Kepa Arrizabalaga, confirmó que "va a jugar" Iago Herrerín, aunque el primero "está para jugar", mientras que aclaró que "para nada" está "dolido" porque Mikel Merino haya decidido irse al Newcastle en lugar de al Athletic. "Faltaría más que no pudiese decir donde quiere jugar", zanjó.