Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Luis Enrique: "No hemos sido suficientemente regulares, sobre todo al inicio"

El entrenador del FC Barcelona, Luis Enrique Martínez, señaló, tras la victoria blaugrana ante la SD Eibar (4-2) en el Camp Nou, que no han podido acabar la temporada como "hubieran querido", con el título de LaLiga Santander, lo que ha achacado principalmente a no ser "suficiente regulares" durante el curso.
"No hemos podido acabar la temporada como queríamos, aunque el equipo ha dado muestras de su capacidad de darle la vuelta a las complicaciones. No hemos sido suficiente regulares, sobre todo en el inicio de temporada y eso al final lo hemos pagado", aseguró en rueda de prensa.
A pesar de terminar la temporada con victoria, el Barça se encontró con un Eibar acertado de cara a puerta, sin tener Luis Enrique la sensación que han entrado "mal al partido". "Los primeros minutos hemos tenido dificultades para salir de nuestro propio terreno. El equipo ha demostrado la idea que tenía de ir a por el partido a pesar de no tener buenas noticias respecto el otro partido", apuntó.
En su último partido como técnico blaugrana, la afición le despidió con una pancarta y cánticos durante todo el partido. "Las aficiones no tiene por qué regalar elogios o regalos. El equipo ha dado muestras durante toda la temporada de hacer muchas cosas bien y la línea que separa el triunfo de la derrota es muy pequeña", añadió.
Por otro lado, el asturiano destacó la "regularidad" como la causa principal que ha condenado a los 'culé' para no levantar LaLiga. "La regularidad ha sido decisiva, sobre todo en casa. El Eibar nos lo ha puesto muy complicado en el Camp Nou porque es un equipo muy complicado que ha hecho una gran temporada", analizó.
Sobre las mínimas opciones que todavía le restaban al Barcelona para poder pugnar al Real Madrid el título de la competición doméstica, Luis Enrique tenía "las mismas sensaciones que hace dos semanas". "Se ha acabado la posibilidad, se felicita al campeón y a partir de aquí pensar en el título que nos queda", concluyó.