Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Infantino: "Es hora de revisar el sistema de fichajes y darle más transparencia"

El presidente de la FIFA, Gianni Infantino, se ha mostrado crítico con el actual sistema de fichajes que permite que grandes clubes realicen cesiones multitudinarias, alegando que "es hora de revisar seriamente el sistema y darle un poco más de transparencia".
Una limpieza del turbio sistema de transferencias y el fin de la "acumulación" que hace posible que un club grande tenga decenas de futbolistas a préstamo son algunos de los temas en la lista de "tareas pendientes" del dirigente suizo, tal y como comentó él mismo en una entrevista a la agencia Reuters.
Infantino tiene la misión de limpiar el organismo rector del fútbol mundial tras una serie de escándalos de corrupción y también sugirió que la publicación del pago que perciben los agentes podría ser una manera de crear más transparencia.
"Si es cierto o no, la percepción con frecuencia es que hay algo extraño con estas transferencias", prosiguió el mandatario de 46 años. "Es importante que si se mueven un par de miles de millones de dólares en un mes o dos, uno debe asegurarse de que todo se haga de una forma limpia", añadió, deseoso de que el estamento se convierta en un ejemplo.
El mercado de fichajes mueve miles de millones de dólares por año, aunque con frecuencia no está claro cómo se dividen las ganancias entre clubes, jugadores y los agentes que negocian como intermediarios.
En la actualidad, la FIFA es responsable de regular las transferencias entre clubes en diferentes países bajo reglas basadas en un acuerdo del 2001 con la Comisión Europea. "Después de 15 años es hora de revisar seriamente el sistema y darle un poco más de transparencia y un poco más de claridad", señaló Infantino.
En tanto, las ligas menores de Europa se quejan de que los clubes grandes se lleven jugadores talentosos muy jóvenes con el único objetivo de enviarlos a otros clubes en calidad de cedidos. Por ejemplo, el Chelsea FC actualmente cuenta con 37 futbolistas a préstamo repartidos por el mundo, según su página web.
"Creo que no es correcto, pero está permitido", explicó el máximo mandatario del fútbol mundial, aunque sin señalar a ningún conjunto en concreto. "No me parece bien que un club acumule a los mejores jugadores jóvenes y luego los mande a un lado y otro, no es bueno para el desarrollo del jugador y no es bueno para el mismo club", afirmó.