Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Diego López: "El equipo está preparado para competir con el Madrid"

El portero del RCD Espanyol Diego López ha asegurado este martes que, pese a un inicio irregular en LaLiga Santander, el equipo está "preparado" para afrontar la visita del Real Madrid en la próxima jornada, aunque ha advertido que deberán ponerse "el mono de trabajo" en un partido que anticipa será "difícil" pero tratarán de imponer sus "virtudes en ataque".
"Llegamos con la idea de hacer un partido serio para ganar puntos, defendiendo perfecto y aprovechar nuestras virtudes en ataque. El equipo está preparado para competir contra el Madrid. Hay que ponerse el mono de trabajo y aún así será difícil. Se nos va a exigir el máximo y veremos que puede dar de si el grupo", indicó en rueda de prensa.
Del que fuera su equipo, además del club donde se formó, valoró el gran rendimiento en el inicio del curso. "Temo a todos. Están haciendo un inicio de Liga muy bueno. Mantienen el grupo del año pasado y eso es bueno. Han crecido como equipo y en juego. Han ganado con solvencia a excepción del Celta y siguen demostrando que partido a partido son un gran equipo", explicó, añadiendo que afronta el duelo "con un extra de motivación" en un encuentro que será "especial".
Pero pese a la constelación de estrellas futbolísticas de los pupilos de Zidane, López señaló especialmente a Luka Modric. "Es el cerebro del Madrid. Un jugador increíble. Ha hecho un comienzo fantástico y es la cabeza de todo el equipo, pero tienen números uno en cada posición. Sería un día perfecto para la primera victoria", advirtió.
El veterano meta fue una de las once incoporaciones de los 'pericos' junto al también portero Roberto, al que arrebató la titularidad en la pasada jornada en Anoeta. "Venía para intentar jugar y la decisión es del míster. Lo que seguiré haciendo, como siempre, es entrenar duro para seguir siendo titular. Llevo muchos años, he jugado unas veces y otras no, son cosas del deporte. Hay que dar lo máximo y sacrificarte por el equipo", manifestó.
El gallego llegó en el último día de mercado, y hasta ahora todo son buenas sensaciones en la nueva etapa. "Me he encontrado muy a gusto con el cuerpo técnico y compañeros. Se ve mucha motivación y hambre, quizá nos falte esa primera victoria para crecer. Las percepciones es que hay un grupo unido y bueno, que es la primera piedra para hacer una buena temporada", aseveró.
Por ello, no titubeó pese al mal inicio con una derrota y dos empates. "Creo que hay que ir partido a partido. El inicio no ha sido fácil por los rivales. Vi los primeros partidos y el equipo estuvo bien a fases. Contra el Málaga mereció ganar y Anoeta era un partido complicado. Hay que ver el lado positivo, el equipo está creciendo. Cuando vienes de una mala campaña siempre hay algo dentro de ti que te recuerda al año pasado. Pero los nuevos y el míster queremos aportar optimismo", explicó.
Además, el guardameta aseguró que en la entidad barcelonesa está viviendo una segunda juventud. "El mejor momento está por llegar. El año pasado tuve problemas para estar al 100% y la oportunidad del Espanyol a mis 34 años ha renovado mi ilusión y mis ganas. Disfruto de la ciudad, de los entrenamientos, de los compañeros, del club y me encuentro muy a gusto para hacer una gran temporada" concluyó.